autobombo


i wanna be adored, the stone roses, the stone roses, 1989

en la escuela de arte dibujaba a adolf, de quien se decía que cagaba en las puertas de las casas de los ricos y entraba en su casa haciendo rappel desde la azotea. si soy, soy bio-lento (que lo soy); violento, jamás. me pierdo por las ciudades nuevas durante los cinco primeros días que las vivo, luego, sigo perdiéndome, aunque ya aparento saber dónde estoy. adoro el desorden armónico. y me gusta alinaear cosas reticularmente. me da paz mental. necesito trascenderme y no tengo ni puta idea de cómo si no es que tengo hij@s; y ese no es un buen pensamiento si pretendo no cargarles ya un peso antes de hora. me gusta el mar, me gusta el mar, me gusta el mar; de día, de noche, de tarde, de madrugada y de mañana. mi admiración por einstein hace referencia a su calidad humana, aunque también reconozca su tremendo talento físico·filosófico. me chiflan las setas. fui un gran aficionado a la cocaína; a mí no me salió mal, pero es peligroso… puedo leerme lo que sea, cuando sea y porque sí, aunque me asquea tan poco criterio selectivo a veces. me gusta gustar a quien me gusta; los demás, me son totalmente indiferentes. soy capaz de odiar. me jode mucho, pero me lo ponen muy difícil. he sido rosa pálido para alguien y casi fucsia para otra persona, y me enorgullecí mucho de ello. restrinjo el uso de mayúsculas a las siglas y la enfatización, aunque a veces alguna todavía se me escapa. no es mío, es un homenaje a ese monstruo que es otl aicher (léete “el mundo como proyecto”, por favor). me encantaría tener los huevos de mandarlo todo a la mierda y vivir solo el hoy; no sé aún cuándo, pero lo haré. un chico monísimo, un día, en un post-after, me dijo que no le resultaba apetitoso sexualmente, aún y lo atractivo que me encontraba, porque soy demasiado femenino; me encantó, y lo cuento como una hazaña. enervo hasta límites insospechados a quienes me quieren, podría no hacerlo, pero ell@s me querrían menos porque sería menos yo. tengo una pequeña colección de puercoespines de peluche que me fue regalando k. soy capaz de prescindir de casi todo si tenerlo me representa una inconveniencia. cuando necesito algo, no dudo en hacer uso de lo que no es mío como si lo fuese. me mareo en los columpios y no he tenido jamás ni coche ni moto (actualización: a los 37 años, finalmente me hice con un coche por 200€, pues decidí residir en la isla de menorca y el transporte urbano allí es…. triste, muy triste). bici, tuve, pero se la presté a un amigo que entonces vivía en el chino barcelonés y la dejó aparcada atada a una farola durante la noche, el muy inocente (hay que decir en honor a la verdad que me compensó haciendo que yo y la persona que iba conmigo durmiésemos por la patilla diez días en formentera). uno de mis proyectos vitales es conseguir que un vehículo de no-combustión se convierta en mi principal fuente de transporte, pero para eso, antes, debo de dejar de fumar. me gano la vida haciendo que la gente disfrute más de su estancia en los restaurantes y que los restaurantes facturen más de sus clientes contentos. o sea, soy camaruta, pero bueno :). no lloro a menudo y soy muuuuuuuuuy bueno diseñando imagenes corporativas, aunque el mundo de la publicidad, a nivel profesional, me asquea en sobremanera y no me da la gana contribuir con mi talento natural para la comunicación. jamás he leído rayuela de cabo a rabo, aunque hay capítulos que los he leído más de diez veces. soy muso, o eso me han dicho. hay menos de diez personas en el mundo a las que he querido más que a un perro. el libro que he leído más veces en mi vida es el guardian entre el centeno, de j.d.salinger, aunque mi favorito es trópico de cáncer, de henry miller y el que me hubiese gustado firmar es la insoportable levedad del ser, de milan kundera (éstos dos, son los únicos que tengo duplicados en mi biblioteca, si mal no recuerdo). como conjunto de obra, me quedo con dostoyevski. soy feliz dejando pasar el tiempo hasta que lo que espero ocurre. le llamo a eso ser motor pasivo. a lo largo de mi vida he escuchado pop, idm, rock, indie, goth, jazz, clásica, contemporánea, punk, hardcore, bossanova, grindcore, thrash, industrial, e.b.m., cante-jondo, no wave, rap, doo bop, techno, post punk, p funk, minimal, ópera, psychobilly, electro, kraut rock, dream pop, hard bop, funk, black metal, micro house, free jazz, salsa, neo country, dark ambient, fado, raí, tecno pop, soul, noise, be bop, shoegaze, white noise, folk, barroco, slowcore, madrigal, glitchcore, spaghetti disco, r&b, un poquito de clásico japonés, hard bop, funky, chispita de chino, acid house, two-step y alguna que otra cosita más que ahora se me escapa. me aburren el heavy, el hard rock, el tex·mex, el rockabilly, el reagge, la música celta, el country&western, el rock sinfónico, el ska y millones de mierdas que inundan el mercado musical… después de esto he de decir que aborrezco las etiquetas… así que, a modo de síntesis, se puede decir que me encanta la música, pero no toda. me gusta el cine, pero odio las salas de proyección. me repugnan las jerarquías. lo único que he tenido claro en mi vida es que no haría el servicio militar y que me puedo permitir negar un dios que soy incapaz de comprender. tuve el mismo c.i. que stephen hawking, aunque no lo conserve. mi sueño frustrado es haber dirigido una orquesta filarmónica. el mayor estremecimiento artístico de mi vida lo sentí ante una obra de pollock, aunque para mí, el Arte es marcel duchamp. me encantan rimski-korsakov y rachmaninov y venero a arnold schoënberg, aunque no tengo la más mínima base musical para saberlo apreciar. me encanta descubrir nueva música, pero me gustan los álbums. en mi casa hubo dos teles: una no funcionaba y con la otra no se podía contar. ahora hace ya mucho que no hay ninguna, y dudo que vuelva a haberla.  por ahora, una vida sin adsl se me hace inimaginable. jamás he encontrado a nadie con una mirada tan limpia como los perros, ni tan siquiera un bebé. si hubiese tocado en un grupo de rock, hubiese querido ser el bajista, como kim gordon; como simon galloup; como hookie de joven. el poder conseguir casi cualquier cosa que te propongas no es una bendición, es un enorme lastre, tan grande a veces que no te permite hacer nada. de nada. me gustaría no fumar, pero me encanta hacerlo. la mayor sensación de felicidad de mi vida, a nivel quantitativo, la he conseguido usando m.d.m.a. sin duda, aunque, a nivel cualitativo, es una felicidad vacua e idiota. creo que podría matar a alguien que quisiese hacer daño a otra persona, pero tenerlo que hacer me rebentaría el futuro. me gusta el sabor de la sangre. sé que no puedo tener más certeza que la autoconsciencia. no comprendo la fe; es más, aunque no sea asunto mío, me enerva la gente con fe. no soporto que intenten imponerse a mi voluntad. sería anarquista si no desconfiase de la humanidad hasta límites que rozan la misantropía. el imperativo categórico de kant me parece un precepto ético insuperable, digno de su metafísica, y me entristece enormemente sentir su ausencia en el mundo. la muerte no me asusta en absoluto, entiendo LA NADA. mi pasión por el foie es una de las cosas que más me avergüenzan en este mundo; lo suficiente como para abstenerme de comerlo. sería incapaz de decir cuales son mis películas favoritas; pero entre ellas estarían la fiera de mi niña, de howard hawks, ; paris, texas de wim wenders; stardust memories, de woody allen; inseparables, de david cronenberg; elephant man, de david lynch (aunque, tal vez, eraserhead me guste mucho más, pero hace demasiado que no la veo); the pillow book, de peter greenaway; repo-man, de alex cox; tron, de la factoría disney; barton fink, de joel coen; la costilla de adán, de george cuckor; brazil, de terry gilliam; natural born killers, de oliver stone; sonata de otoño, del enorme ingmar bergman; fantasía, de walt disney; dias de vino y rosas, del gran blake edwards; ran, de kurosawa; azul, de kieslowski; laura, de otto preminger; pi, de afrnosky; el cuchillo en el agua de polanski; novecento, de bernardo bertolucci; los amantes del pont-neuf, de leos carax; el sol de membrillo, de víctor erice; uccellacci e uccellini, de pier paolo pasolini; el viaje de chihiro y la princesa mononoke (no soy capaz de decidirme) de miyazaki; gato negro gato blanco, de emir kusturica; amanece que no es poco, de josé luis cuerda; la misión, de berttrand joffé; dead man, de jim jarmush; akira, del maestro otomo; el apartamento de billy wilder; blade runner de ridley scott; lolita, de kubrik; sex, lies and videotapes, de steven sordebergh; portero de noche, de liliana cavani; con faldas y a lo loco (o ningú és perfecte o some like it hot, depende de la versión) de billy wilder de nuevo …y, me dejo muchísimas en el tintero. soy apátrida convencido; entiendo el concepto de estado, pero no el de nación; y mucho menos el de patria. el de país, digamos que a menudo se me desdibuja. si pudiese pedir un deseo, pediría poder pedir dos. me gustaba salir los domingos, que se solían alargar hasta el martes (i was a 24 hour party person). me puedo enamorar en segundos, solo hace falta una mirada. no se me pasa igual de rápido… me he perforado el cuerpo con titanio o acero quirurgico en diez ocasiones. no tengo ningún tattoo, ni jamás lo tendré. casi nunca tomo postres. me gusta estar a oscuras. me ducho si creo que estoy sucio, no por rutina. me gusta el tequila herradura y el champagne krug, aunque no me paguen la publicidad; pero cuando salgo acostumbro a beber vodka. me encantan las cremas de verduras y (porencima de todas las cosas) la leche, que en su día (cuando era un crío, vamos) traía un señor a quien en casa llamábamos juan lanas… leche de verdad, de esa que al hervirla para esterlizarla sacas un colador de nata que me comía a cucharadas. estoy convencido que se puede amar a más de una persona a la vez, aunque es un conflicto casi asegurado. los tres discos que he escuchado más veces en mi vida son el seventeen seconds de the cure, el darklands de the jesus and mary chain y el evol de sonic youth. los siete que faltarían para la lista de la isla dependerían del día del naufragio. aún no sé si me gustan más los pistachos, las avellanas, los anacardos, las almendras o los cacahuetes. con cuatro añitos conocí a un psiquiatra, y a los tres estuve a nada de quedarme de una meningitis que se adueñó de la gestión de l apresión arterial de mimadre. entiendo que catalunya esté hoy en día en la cumbre de la gastronomía mundial, pues de aquí proviene lo que considero la preparación culinaria más perfecta de todas: el pà amb tomàquet; y porque ferran adrià es hiperactivo; y un genio. tengo entre 500 y 1000 libros, sin contar e-books, y me deben quedar pendientes unos treinta que tal vez ya no leeré nunca (entre ellos, sí, el quijote).

 

me dejo mil cosas, pero tengo un blog nuevo que rellenar. encantado. un beso a quienquiera que por aquí pase.

  1. #1 por Ella el 13/12/2008 - 18:19

    ¡Madre mía! (de momento no puedo decir más).

    Me encanta este regreso tuyo renovado.

    No esperaba menos de ti (hablo de “El guardián”).

    Besos orgiásticos

  2. #2 por dani kardone el 13/12/2008 - 20:29

    ya, elle, tengo mucho de holden

    por cierto, cámbiate la foto que eres muchísimo más guapa… 😉

  3. #3 por dani kardone el 14/01/2009 - 00:34

    he cambiado las fotos para tod@s l@s que no teneis fotos… 😀

  4. #4 por lamaladelapelicula el 19/01/2009 - 09:14

    Estás chalado

    ji 🙂

    voy a por tu recomendación YA

  5. #5 por dani kardone el 19/01/2009 - 18:30

    perder la lucidez buscando encontrarla, vaciarse para rellenarse… algún día

  6. #6 por veinteañera el 13/02/2009 - 13:32

    “jamás he leído rayuela de cabo a rabo, aunque hay capítulos que los he leído más de diez veces”

    Me sé de memoria el siete, lo que no sé es cuantas veces lo habré leido… De otros ni me acuerdo.

    Comentaría de nuevo cada frase: “me gusta el tequila herradura”

    Un beso minúsculo 😛

    Pd: me lo parece o esta entrada cuando estaba el blogger era mas corta! casi no llego al final! 🙂

  7. #7 por danikardone el 24/03/2009 - 02:45

    niña! No era más corta!! era exactamente igual. de hecho sigue en blogger y está como primera entrada de este blog, pues las importé todas y tal como llegaron, se han quedado. no me ha apetecido ni actualizar los embeeds de los reproductores musicales, ni adaptarlas al estilo de párrafpo aquí usado… lo que ocurre es que entonces era nueva, y ya se sabe: lo nuevo azuza la curiosidad, la curiosisdad es ansiosa; y la ansiedad lleva a la glotonería, con lo que lo engullido no tiene tiempo de ser controlado por el saciómetro :p

    P.P.: minúsculo por qué? 😦 lo quiero grandeote 😉

  8. #8 por ivanovitx el 20/04/2009 - 17:55

    fantàstic resum del chancho que inunda el teu cap, així ell et guanya per partida doble…

  9. #9 por danikardone el 20/04/2009 - 18:02

    saps què és un cancho? és una mena de “broma” que foten els japos que ajunten els dits índex i polze de totes dues mans fent una ela (rollo com quan jugues a polis d’enano i simules una pistola) i se t’apropen sigilosament per darrera i t’enculen l’annus al crit de cancho! xD

    ja sé que has dit chancho, però era una bona oportunitat per explicar una d’aquelles coses que sé i no serveixen d’una puta merda 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: